massive-attack-ritual-spirit-ltd-colored-vinyl

17 minutos encapsulados en un disco, el retorno de Tricky y un flashback al álbum Protection, es lo que puedes encontrar en Ritual Spirit. Lanzado en Enero por la Virgin Records, Robert del Naja y Grant Marshall nos dan a probar éste EP desde un ángulo tanto futurista como del sonido pasado. Las colaboraciones con Young Fathers, Roots Manuva y Azekel, embonan el timbre de las voces con esos beats rebotando lentamente de un lado a otro.

Ya, sabemos de dónde salió éste disco, quienes vienen y a qué le tiran, sin embargo, hace una semana lanzaron un video para un nuevo single llamado The Spoils Ft. Hope Sandoval, la voz melancólica y tersa de Mazzy Star, del cual vemos a una Cate Blanchet en deconstrucción facial. Vale la pena la experiencia audiovisual.

Voodoo in my blood, es quizá el single mas destacado del álbum, con la participación de Young Fathers. De ésta rola también salio un video intrigante y casi “performance”, digno de ponerte a sacudir la cabeza y el resto del cuerpo. Tiene sus puntos altos y bajos, como por ejemplo Ritual Spirit con Azekel, es más un mantra, con ritmos casi de “bellydancer” y de vuelta a ésa atmosfera rítmica y mísitica del Protection, que se mencionó brevemente al inicio.

A pesar de no traer consigo muchos tracks, cada uno de ellos tiene una historia interesante que contar. En Voodoo in my blood y la línea “Momma stop giving me grief/ Mamá deja de causarme dolor” que se repite una y otra vez en el coro.

El regreso de Tricky no es para menos, con la canción Take it There. Esos susurros graves, con un desenvolvimiento sonoro parecido a “A Wolf At The Door” de Radiohead, una combinación de piano y la presencia de 3D, nos recuerdan porqué Massive Attack destaca tanto en el Trip Hop. Nadie que suene tal cual.

Todas las escuchas posibles a este álbum harán que lo ames y tengas en tu colección. En comparación con Heligoland, aquí sentimos otro ambiente, sin dejar la esencia, pero a final de cuentas retomando todo el legado evolutivo sonoro que Massive ha creado desde su inicio.

Agarra tus audífonos, pon el disco, y de verdad, sentirás que tu día cambia de color automáticamente, a un lugar frío, oscuro pero con destellos de luces de neón como si fuera una aurora boreal dentro de tu cabeza.